Sabina Muchart. [Málaga, pescadores botando una jábega]. H. 1900. Estereoscopia en albúmina. (CFRivero)

Acerca de Sabina Muchart

Tras el nombre del estudio fotográfico S. Muchart, que abrió al público en la Plaza de la Constitución de Málaga en 1887, descubrimos sorprendidos el nombre de una mujer: Sabina Muchart, quien inició su andadura en fuerte competencia con el estudio de Manuel Rey y mantuvo su vigencia durante cuarenta años.

Sabina Muchart. “Málaga – Una gran bebeora”. H. 1900. Tarjeta postal, ed: Álvarez Morales (CFRivero)

El descubrimiento de la identidad femenina de S. Muchart (1), cuando en 1994 dimos a conocer el nombre de Sabina Muchart Collboni como una mujer fotógrafa afincada en Málaga, ha tenido una notable repercusión mediática en los últimos años. Nuevos estudios documentales aportaron interesantes datos, especialmente en lo relacionado con su origen y la llegada a Málaga de ella y sus hermanos (2), y además en 2015 se dan a conocer unas fotografías que la relacionan con la guerra de África (3).

Ahora, en 2019, una invitación del Ateneo de Málaga a dar una conferencia sobre ella, en el marco de un ciclo sobre mujeres malagueñas, nos da la oportunidad de aportar nuevos datos y contribuir a descifrar la faceta profesional de un personaje tan discreto como es Sabina Muchart.

Los Muchart eran originarios del pueblo gerundense de Olot. Sabina nació en 1858 y ocupaba un lugar intermedio entre sus diez hermanos, algunos de ellos dedicados a actividades relacionadas con el ramo textil (2). Seguramente fueron motivos económicos los que empujaron a tres de los hermanos más mayores (Manuel, Esteban y Luis) a buscar otros horizontes instalándose en Málaga hacia 1871/72. Poco después Sabina se uniría a ellos según consta en el padrón de 1877, domiciliados en calle Granada 56, en el que declaran llevar cuatro años en la ciudad. Sabina, a sus 15 años, probablemente acudió a Málaga cuando sus hermanos ya se habían asentado y se dedicaban a la venta al por menor de tejidos, así lo atestiguan las guías locales (Muñiz, 1878), aunque muy pronto se trasladan a la calle Luis de Velázquez nº 1, (Guía de Muñoz Cerissola, 1879 y 1880). (2)

El comercio, llamado “Las Novedades” y a efectos mercantiles: “Muchart hermanos y Cía”, suponemos debió estar formado por los tres hermanos varones, dejando fuera a Sabina, que era muy joven y mujer. El negocio se amplía con una sucursal que abren en Córdoba, en la calle Librería

Anuncio en la guía de Muñoz Cerissola de 1881

16 con el mismo nombre “Las Novedades”, cuyos anuncios figuran ya en la prensa local desde octubre de 1880 (Diario de Córdoba, 17/10/1880 y en los años 1881 y 1882). Sin embargo las cosas se torcieron. En enero de 1882 Luis Muchart ha de comparecer ante el juzgado para practicar diligencias en relación con la demanda que ha presentado por estafa contra Antonio Carmona Fernández (Diario de Córdoba, 25/1/1882). En el mes de abril al comercio se le practica un embargo de diferentes piezas de tela para atender pagos pendientes de la Contribución Industrial (Diario de Córdoba, 5/4/1882), y finalmente en 1883 la firma se declara en quiebra (Diario de

Córdoba, 3/5/1883), un hecho que dificultaba la futura actividad comercial de los socios. En 1883 cierran el establecimiento de Málaga y continuan con el de Córdoba, para hacer la liquidación, un trámite que se alargó algunos años por lo que siguen apareciendo los anuncios de “Las Novedades” en Córdoba hasta el año 1887.

Sabina Muchart. Málaga, Plaza de la Constitución antes de la apertura de la calle Larios. 1889. Albúmina. (CFRivero)

Y es en este mismo año cuando aparece el estudio fotográfico de S. Muchart en la Plaza de la Constitución de Málaga. Pero ¿por qué un estudio de fotografía?. Y ¿por qué a nombre de S. Muchart?. En esta última cuestión tienen que ver los acontecimientos que acabamos de relatar y el hecho de que sobre Sabina Muchart no pesaba ningún impedimento legal para constituir un negocio. Otro de los hermanos, Francisco, ya andaba entre Málaga y Córdoba pero aún no había llegado a la mayoría de edad.

¿Qué relación habían establecido los Muchart con el medio fotográfico?. Aquí se suceden una serie de coincidencias que hemos documentado en la ciudad de Córdoba:

La clave pudo estar en Francisco. Por un lado sabemos que se aficionó a la pintura durante su estancia en Córdoba pues en 1889 presentó “Un cuadro de dibujo natural” (Diario de Córdoba, 6/6/1889) a la exposición de bellas artes organizada por el Ateneo cordobés. Y por otro tenemos una noticia que relaciona al pintor y fotógrafo Ventura Reyes Corradi, con los Muchart:

Obras de arte. En los escaparates de la casa de comercio del señor Muchart, calle de la Librería, hemos visto con gusto tres bellos paisages para abanico, pintados al óleo por nuestro estimado amigo señor Reyes Corradi. Uno representa la Catedral, Arrahola y Puente; otro la Puerta del Puente, y el otro un vistoso país. …”. (Diario de Córdoba, 1/12/1885)

Dorso de una carte de visite con los datos del estudio de Sabina Muchart en Málaga. H. 1890
Dorso de una carte de visite con los datos del estudio de Sabina Muchart en Málaga. H. 1890

Reyes Corradi fue profesor de la Escuela Provincial de Bellas Artes, en Córdoba, desde 1881 hasta su fallecimiento en 1901 (Malo y Martín, 2012) y fue también un hábil fotógrafo, de manera que bien pudo ser quien adiestrara a Francisco en ambas disciplinas y quizá también a Sabina e incluso a Manuel.

Todas estas circunstancias llevaron a la familia a considerar el estudio fotográfico como una buena opción y sin duda invirtieron algunos caudales salvados del desastre de la quiebra, situando el establecimiento en el lugar más privilegiado de la ciudad, y así el estudio S. Muchart abre sus puertas al público en 1887 (5) en la plaza de la Constitución nº 16-22, ya que hasta cuatro años después no se abriría en el urbanismo malagueño la que es desde entonces su principal arteria comercial: la Calle Larios.

Sabina Muchart. Málaga, Plaza de la Constitución. 1890/94. Gelatina de plata. En el último piso del edificio más alto se aprecia la terraza acristalada del estudio. (CFRivero)

Entre los años 1889 a 1892 el domicilio de los Muchart se sitúa en la calle Correo Viejo, 2-3º izqda., allí encontramos conviviendo en años sucesivos a Manuel y Sabina, ya que Esteban y Luis optan por buscar nuevas perespectivas a sus proyectos fuera de Málaga (6), constando en el padrón Manuel de profesión “fotógrafo” y Sabina sin datos profesionales. Pero en

Fragmento del Padrón de Málaga de 1882, calle Correo Viejo 2, Domicilio de la familia Muchart
Fragmento del Padrón de Málaga de 1882, calle Correo Viejo 2, Domicilio de la familia Muchart

1892 es Sabina quien aparece como cabeza de familia (en primer lugar y firmando el documento), aún sin indicar profesión, al tiempo que aumenta la familia con la presencia del hermano menor, Francisco. Estos datos parecen anunciar la enfermedad de Manuel, que efectivamente fallece en 1894 (2), lo que lleva a Sabina a asumir el liderazgo de la familia. Así este mismo año trasladan su residencia al piso situado bajo el estudio en la tercera planta del edificio que lo alberga en la Plaza de la Constitución, lo cual les da la posibilidad de colocar en la fachada un letrero con el nombre de “FOTOGRAFIA S. MUCHART”.(7)

Autor desconocido. Málaga, Plaza de la Constitución. H. 1905. Tarjeta postal editada por “Fin de siecle”.

El estudio detallado de los padrones desde esta fecha hasta su desaparición, nos revela primero que el estudio lo llevan conjuntamente Sabina y Francisco, a pesar de que repetidamente atribuyen a Sabina una dedicación a las tareas domésticas. Asímismo en las guías y anuarios comerciales de este periodo aparece reiteradamente la razón social S. Muchart en la Plaza de la Constitución 16-22 (que cambiará algo más tarde a 16), con tan sólo una excepción en la que aparece el nombre de “Francisco Muchart” y dos ocasiones en las que consta el nombre completo de Sabina.

Sin embargo está claro que Francisco, aquejado de “tuberculosis” no pudo mantener una actividad profesional a la altura de Sabina y que ella es el alma del estudio. Francisco fallece en 1910, por lo que Sabina queda sola hasta 1918, cuando regresa al domicilio familiar su hermano Esteban ya retirado, que permanece allí hasta su muerte en 1921(2).

Sabina tenía su principal competidor en el estudio de Manuel Rey, que estaba instalado desde 1884 en la calle Comedias 14-18,4º con un gran éxito de público. Pero en 1897 se abre en la Plaza de la Constitución 42,4º una sucursal a nombre de M. REY FOTOGRAFO. Y es que como ya escribí en 1994:

En toda la documentación que he podido examinar de este fogógrafo se nota un especial interés en aparecer como ‘M. Rey’. … Una explicación de este pequeño enigma podría venir dada por el hecho de que su hermana Matilde compartía el oficio con Manuel. … cuando M. Rey abre un nuevo estudio, en la plaza de la Constitución, parece que la encargada del mismo es Matilde. Efectivamente en el padrón de 1897 figura domiciliada en este lugar Matilde Rey Muro, junto a su madre Carolina, y en el de 1898 aparece ya viuda, y de profesión ‘S. S.’, junto a su hijo José Blanco Rey, de diecisiete años, y de profesión fotógrafo. … no debemos concluir nada de la profesión indicada para la madre. Era la costumbre de la época. No parecía normal que una mujer pudiera tener otra ocupación, y la misma indicación puso el funcionario de turno para la viuda de Lorichon y para la misma Sabina Muchart, de las que no puede dudarse de su oficio fotográfico.”(1)

Autor desconocido. Málaga, Plaza de la Constitución. H. 1905. Tarjeta postal editada por “Domingo del Río”.

Así pues tenemos en la plaza principal de la ciudad a dos mujeres fotógrafas hegemónicas, ocultas una y otra tras las iniciales de sus respectivos nombres M (Matilde Rey) y S (Sabina Muchart), pero sin duda bien conocidas en Málaga.

Por su estudio vemos pasar todo tipo de gentes y también personajes de la burguesía malagueña, por ejemplo miembros de la familia Orueta, aunque curiosamente hemos comprobado una mayor presencia de mujeres e incluso muchas fotografías infantiles, en comparación con las de otros estudios de la época. Sus fotografías están fijadas a cartulinas con muy diferentes diseños, que van cambiando con los años y en los que Sabina pone siempre especial cuidado, sin perder nunca su vigencia y adquiridas a los mejores proveedores, como alguna litografiada por B. Wachtl de Viena. Esta fuerte competencia hizo sin duda que Sabina extendiera su oficio fotográfico a otras facetas diferentes del retrato, y es gracias a estos trabajos que hoy podemos contemplar un interesantísimo legado, muy superior al que nos dejó su competidor.

Es el caso de la colección de fotografías estereoscópicas de Sabina Muchart, de las cuales no conocemos más que seis, que sin embargo reflejan una sensibilidad y profesionalidad excepcionales

Sabina Muchart. [Málaga, pescadores sacando el copo]. H. 1900. Estereoscopia en albúmina. (CFRivero)
Sabina Muchart. [Málaga, pescadores sacando el copo]. H. 1900. Estereoscopia en albúmina. (CFRivero)

Sabina Muchart. [Málaga, pescadores botando una jábega]. H. 1900. Estereoscopia en albúmina. (CFRivero)
Sabina Muchart. [Málaga, pescadores botando una jábega]. H. 1900. Estereoscopia en albúmina. (CFRivero)

Sabina Muchart. [Ronda, reata de mulas frente a la ciudad]. Estereoscopia en albúmina. (CFRivero)
Sabina Muchart. [Ronda, reata de mulas frente a la ciudad]. Estereoscopia en albúmina. (CFRivero)

Esta última estereoscopia de Ronda, curiosamente forma parte de la colección española que editó hacia 1905 la firma americana Underwood & Underwood, que necesariamente debió comprársela a Sabina.

Sabina Muchart. Picturesque Andalusia - a bit of the old town of Ronde, Spain. Ed. Underwood & Underwood. Estereoscopia en gelatina de plata. (CFRivero)

Una controvertida cuestión sobre la que queremos ofrecer nuestro punto de

La Guerra de África. Fuerte de Rostrogordo (Copia de una fotografía remitida por S. Muchart, de Málaga). Grabado aparecido en "La Ilustración artística" el 11/12/1893.
“La Guerra de África. Fuerte de Rostrogordo (Copia de una fotografía remitida por S. Muchart, de Málaga)”. Grabado aparecido en “La Ilustración artística” el 11/12/1893.

vista es la consideración de Sabina Muchart como “reportera de guerra”. Esta hipótesis fue expuesta por nuestro colega y amigo Antonio Jesús González en 2015 (3), basándose en un grabado aparecido en 1893 en la revista bacelonesa “La Ilustración artística” (11 diciembre 1893 p: 795). El grabado representa el fuerte melillense de Rostrogordo con militares posando al frente y se encuadra en un reportaje de la revista sobre la II Guerra de África. Al pie de la misma figura el siguiente texto: “La guerra de África. Fuerte de Rostrogordo (copia de una fotografía remitida por S. Muchart, de Málaga)”.

Sabina Muchart (fot.) La guerra de África - Jefes de la ambulancia enviada a Melilla por la Cruz Roja de Madrid (De fotografía de S. Muchart de Málaga). Grabado publicado en "La Ilustración artística" 11/12/1893.
Sabina Muchart (fot.) La guerra de África – Jefes de la ambulancia enviada a Melilla por la Cruz Roja de Madrid (De fotografía de S. Muchart de Málaga). Grabado publicado en “La Ilustración artística” 11/12/1893

En 2016 el periodista Eduardo del Campo publica en el diario “El Mundo”(4) un reportaje titulado “La primera fotógrafa de guerra de la historia es española“, donde añade como prueba de ello otro grabado publicado en el mismo número de “La Ilustración artística” que el anterior (p: 799). Es el retrato de un grupo de militares sanitarios en cuyo pie se lee: “La guerra de África. Jefes de la ambulancia enviada a Melilla por la Cruz Roja de Madrid (De fotografía de S. Muchart, de Málaga).

Sabina Muchart. [Retrato de dos jóvenes con paraguas]. Detalle ampliado del fondo del estudio. Carte de visite en albúmina. H. 1903. (CFRivero)
Sabina Muchart. [Retrato de dos jóvenes con paraguas]. Detalle ampliado del fondo del estudio. Albúmina. H. 1903. (CFRivero)

Sin embargo hemos podido constatar que esta fotografía no se realizó en tierras africanas sino en el estudio malagueño de la fotógrafa, ya que hemos comprobado la coincidencia del fondo utilizado con otras fotografías realizadas en su estudio, como la que incluimos aquí. Tengamos también en cuenta que Málaga era la puerta de entrada y salida de cualquier movimiento de la península hacia Melilla.

Queda pues una única muestra, ya que no se ha encontrado ningún otro grabado o fotografía de aquel supuesto reportaje realizado por Muchart, que además, y a diferencia de la leyenda que aparece en el grupo sanitario: “… de fotografía de S. Muchart”, la revista identifica su origen como: “… de una fotografía remitida por S. Muchart”, por lo que en nuestra opinión se trata de una fotografía adquirida en Málaga por el estudio, a algún reportero procedente de Melilla, para enviarla a la revista con la que colaboraba y que demandaba este tipo de ilustraciones.

Estos dos grabados son los que han dado pie a considerar a Sabina Muchart no sólo como la primera reportera de guerra de España sino de todo el mundo. Descartado el retrato de estudio, el grabado de Rostrogordo no nos parece suficiente para hacer tal afirmación. La presencia de una mujer fotógrafa en un cuartel estimamos que hubiera causado tal impacto que habría dejado sin duda algunos comentarios periodísticos en la prensa del momento. Creemos pues poco probable que Sabina Muchart hubiese ejercido como reportera de guerra, ni siquiera estos documentos pueden probar que se desplazó, no ya a los escenarios del enfrentamiento, sino tan siquiera a la ciudad de Melilla. Por lo que sería necesario contar con alguna otra prueba que pudiese corroborar esta hipótesis.           

De su actividad en la fotografía de paisajes, urbanos o rurales, tenemos también muestras muy interesantes gracias a su colaboración con el editor malagueño de tarjetas postales “Rafael Álvarez Morales”(8). Hacia 1901 publica una serie en la que colaboran los mejores fotógrafos de Málaga como Miguel Osuna y otros, además del propio editor. En la colección encontramos 36 tarjetas (de un total de unas 90) en las que consta como fotógrafa Muchart.

Sabina Muchart. Málaga, en la Pescadería. Tarjeta postal ed. R. Álvarez Morales. H. 1901. (CFRivero)
Sabina Muchart. Málaga, en la Pescadería. Tarjeta postal ed. R. Álvarez Morales. H. 1901. (CFRivero)

Sabina Muchart. Málaga, muelle de Guadiaro. Tarjeta postal  ed. R. Álvarez Morales. H. 1901. (CFRivero)
Sabina Muchart. Málaga, muelle de Guadiaro. Tarjeta postal ed. R. Álvarez Morales. H. 1901. (CFRivero)

Junto a las vistas encontramos también la recreación teatralizada de personajes típicos de la ciudad, como el cenachero o las flamencas, algunas de las cuales sirvieron como reclamo en la publicidad de los vinos de Málaga.

Prueba de su trabajo de campo son fotografías como la del Torcal, o las que

Sabina Muchart. Málaga - Antequera - El Torcal. Tarjeta postal ed. R. Álvarez Morales. H. 1901. (CFRivero)
Sabina Muchart. Málaga – Antequera – El Torcal. Tarjeta postal ed. R. Álvarez Morales. H. 1901. (CFRivero)

realizó de la fragata alemana Gneisenau, de la que entre las tarjetas postales encontramos una interesante secuencia temporal, ya que tenemos una imagen del día anterior al naufragio, otra del día de la catástrofe y una tercera del día posterior al suceso.

  • Sabina Muchart. Malaga, naufragio de la Fragata de guerra alemana "Gneisenau" (16 Diciembre 1900). Tarjeta postal. R. Álvarez Morales ed. (CFRivero)
Sabina Muchart fot. [Málaga, calle Molina Larios, Plaza de la Constitución y Cortina del Muelle con el Puerto. Grabados. La Ilustración, octubre 1889
Sabina Muchart fot. [Málaga, calle Molina Larios, Plaza de la Constitución y Cortina del Muelle con el Puerto]. Grabados. La Ilustración, octubre 1889

De su colaboración en las revistas ilustradas de la época, nos han llegado también imágenes de la ciudad de Málaga, en concreto siete aparecidas en La Ilustración en octubre de 1889.(9)

Reproducciones de óleos del pintor Antonio de la Torre en “La Ilustración” (Barcelona) del 19/04/1991. Retratos de actrices de la época en la revista Nuevo Mundo (Madrid, 16 de abril de 1902)

Sabina Muchart. Toros en Málaga, Manolete en su primer toro. La fiesta nacional, 1908
Sabina Muchart. Toros en Málaga, Manolete en su primer toro. La fiesta nacional, 1908

También escenas taurinas, auténticas instantáneas tomadas en la plaza de toros de Málaga.

Igualmente tenemos en la CFRivero algunas fotografías de imágenes religiosas y algunas otras, como las de San Ciriaco y Santa Paula de la Catedral de Málaga, pueden verse en otras fototecas.

Su trayectoria profesional se extiende a lo largo de cuarenta años, ya que su actividad comenzó, como hemos visto, hacia 1886/87 y su muerte acaeció en 1929. Aunque no conocemos con exactitud cuando cierra su estudio (en nuestra colección figura una pieza fechada en 1926), es muy posible que permaneciera abierto hasta alguna fecha cercana a su muerte. En los anuarios Bailly-Bailliere figura hasta 1935, pero obviamente se trata de un error, ya que en el “Anuario general de Málaga” de 1930 su local aparece “en obras” y el tercer piso lo ocupa ya el laboratorio de D. Estéban Pérez Bryan.

Sabina Muchart. Retrato de "Victoria". Málaga 1926. Tarjeta postal en gelatina de plata. (CFRivero)
Sabina Muchart. Retrato de “Victoria”. Málaga 1926. Tarjeta postal en gelatina de plata. (CFRivero)

El conjunto de su obra sitúa a Sabina como uno de los grandes fotógrafos malagueños del siglo XIX y principios del XX. Su gabinete representó como ninguno el gran estudio de salón del cambio de siglo, un modelo que desaparecería hacia los años veinte y que en Málaga tuvo como sus mejores representantes, además de Muchart, a Manuel Rey o a Wandre en sus primeros momentos. Todos ellos se dedicaban especialmente al retrato aunque acometían también otro tipo de trabajos, pero en el caso de Muchart la variedad y calidad de sus fotografías fuera del estudio son los que acabaron por situarla entre los mejores representantes del arte fotográfico de toda la historia malagueña.

Ya en 1994 afirmé que Muchart fue probablemente la fotógrafa más destacada de España (hablamos desde los inicios de la fotografía hasta la guerra), y hoy no puedo más que reafirmarme en esta opinión. En aquellos tiempos resultaba muy difícil para una mujer sobresalir en cualquier actividad, pero ella supo hacerlo en su profesión de manera que su trabajo resalta en el conjunto de la fotografía y no sólo entre las mujeres fotógrafas, pero no cabe duda que llevó siempre una vida discreta y poco reconocida. Hoy, gracias al movimiento reivindicativo de las mujeres, su figura ha sido rescatada del olvido y en años recientes su nombre aparece con mucha frecuencia en los medios como una de las más destacadas mujeres fotógrafas de nuestra historia.

Notas y Bibliografía
(1) Juan Antonio Fernández Rivero Historia de la fotografía en Málaga durante el siglo XIX. Universidad de Málaga-Editorial Miramar, Málaga, 1994. ISBN 978-84-604-9835-3 (p:110, 163)
 
(2) María de los Santos García Felguera. De Olot a Málaga. La fotógrafa Sabina Muchart Collboni. Girona, 2004
 
(3) Antonio Jesús González Pérez. Fotógrafo de guerra: La fotografía de guerra en España (1859-1939). Córdoba, Diputación provincial, 2015. ISBN 978 84 8154 390 2.
 
(4) Eduardo del Campo. “La primera fotógrafa de guerra de la historia es española“. Diario “El Mundo”, 30/8/2016
 
(5) Las primeras noticias sobre el estudio fotográfico de S. Muchart proceden por un lado del Anuario del comercio, de la industria, de la magistratura y de la administración. 1887, página 1.295. Estos anuarios de envergadura nacional se preparaban con mucho tiempo de antelación por lo que es muy posible que su actividad comenzara ya en 1886. Y por otro de la primera guía local en la que hemos encontrado el estudio es en el “Almanaque Guía de Las Noticias para 1888”, publicado en Málaga en 1887.
 
(6) La región exrtremeña (Badajoz). 1893-05-26. “Forasteros que han llegado: D. Esteban Muchart.” / Diario de Tenerife. 1895-04-25. “El vapor Conde Wifredo embarcó ayer para Cádiz los siguientes pasajeros: … D. Esteban Muchart…” / Mensajero Leonés. 1905-12-21. Viajeros llegados hoy: Esteban Muchart… / Diario de Burgos, 14-11-1907 “Viajeros llegados hoy: Esteban Muchart…
 
Manuel Torres Molina (Granada). Málaga, farmacia de la Plaza de la Constitución destruida por los rojos. Gelatina de plata. H. 1940. (Biblioteca Nacional de España)(7) El edificio de cuatro plantas, estaba rematado por una terraza acristalada, muy probablemente construida por los Muchart, ya que no tenemos noticia de que hubiese allí ningún estudio fotográfico con anterioridad. La fotografía de la izq. nos lo muestra tras el incendio que sufrió en el curso de la Guerra Civil. Actualmente lo reemplaza un nuevo edificio de cinco plantas, similar en su aspecto y rematado igualmente por una terraza acristalada. (Fot. BNE)
 
(8) Fernández Rivero, Juan Antonio; García Ballesteros, María Teresa. Desde Málaga, Recuerdos…II: Las tarjetas postales ilustradas de Málaga (1896-1940). Ediciones del Genal, Málaga, 2016. ISBN 978-84-16871-04-9. (p: 21)
 
(9) Al pié de estos grabados figura como autor “J. Muchart”, error cometido por la revista al interpretar la S del logotipo de S. Muchart como una “J”.
José Spreáfico. Cacería en el Monte Hacho de Álora con Francisco Romero Robledo. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)

Un reportaje de caza con José Spreáfico en 1870

Un reportaje de caza en 1870 es sin duda una nueva sorpresa debida, cómo no, al fotógrafo José Spreáfico. Es una colección realmente insólita que fue posible por la confluencia de diversos personajes dispuestos sobre todo a pasárselo bien.

José Spreáfico. Francisco Romero Robledo cazando en el Monte Hacho en Álora. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)
José Spreáfico. Francisco Romero Robledo cazando en el Monte Hacho en Álora. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)

En la única fotografía de este reportaje compuesto por 11 estereoscopias, en la que se avista una población, reconocimos enseguida la fisonomía de la localidad de Álora, un pueblo de la provincia de Málaga bien encaramado en las montañas que rodean el Valle del Guadalhorce, confirmada además por una anotación manuscrita al dorso de otra de las cartulinas: “Álora, Dic/1/70”, así pues teníamos dos datos clave, el lugar y la fecha.

José Spreáfico. Reportaje de caza en el Monte Hacho en Álora. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)
José Spreáfico. Reportaje de caza en el Monte Hacho en Álora. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)

Pero… ¿Quién podría ser su autor? 1870 era aún una fecha en la que tomar una fotografía fuera del estudio no era un asunto fácil, cuanto mas si el exterior del que se trata es un agreste terreno montañoso.
¿Cuál de los profesionales que trabajaban en aquellos años en Málaga podría haberse comprometido a semejante aventura?:
Sin duda un fotógrafo avezado ya en la fotografía de reportaje en exteriores,  conocedor del terreno y a su vez bien conocido de los paisanos del lugar… y evidentemente un fiel practicante de la fotografía estereoscópica.

José Spreáfico. Reportaje de amigos en el Monte Hacho en Álora (detalle). Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)
José Spreáfico. Reportaje de amigos en el Monte Hacho en Álora (detalle). Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)

Lo cierto es que todos estos requisitos, las características de la cartulina del soporte y su similitud con otras de comprobada autoría concurrian en el fotógrafo José Spreáfico (Oggiono (Italia) 1831- Málaga 1878), además de que en estas tomas encontramos una gran similitud con las del grupo del ferrocarril Córdoba-Málaga realizado por autor. Todo ello nos llevó a atribuirle con certeza este trabajo, contando además con la circunstancia de la relación tan cercana de Spreáfico con la villa de Álora, ligada a su reportaje de la línea férrea y otras fotografías de estos parajes que ya habíamos estudiado. (1)

José Spreáfico. Reportaje de caza en el Monte Hacho en Álora, detalle. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)
José Spreáfico. Reportaje de caza en el Monte Hacho en Álora, detalle. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)

Nuestra investigación para determinar el lugar exacto en el que se realizaron las fotografías nos llevó a contactar con nuestro amigo Alejandro Rosas Fernández, un privilegio de historiador para todo el Valle del Guadalhorce, quien buscó el asesoramiento de vecinos de Álora que vieron en las fotografías los perfiles accidentados del Monte Hacho situado al oeste de la villa. Con él fuimos a reconocer el terreno en una mañana fresquita y comprobamos la curiosa relación que tenían las rocas fracturadas y las concavidades que la metereología había formado en aquellos terrenos sedimentarios, con algunas de las extrañas posturas de los protagonistas de la excursión decimonónica, que parecían estar hundidos o semienterrados en plena roca…

José Spreáfico. Una broma en el Monte Hacho de Álora. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)
José Spreáfico. Una broma en el Monte Hacho de Álora. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)

Si se observa el detalle de esta fotografía, claramente uno de los “cazadores” está siendo introducido en una gran oquedad del terreno, como las que efectivamente comprobamos que existían en las estribaciones del Hacho.
Estos amigos hacen bromas, componen escenas un tanto cómicas y procuran que el fotógrafo capte este momento de diversión.
Realmente no conocemos otra colección de estereoscopias en el XIX español que refleje así una actividad lúdica en un entorno privado como una cacería. De ahí la extrañeza con la que examinamos por primera vez este grupo de once cartulinas cuando llegaron a la CFRivero.

José Spreáfico. Cacería en el Monte Hacho de Álora con Francisco Romero Robledo. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)
José Spreáfico. Cacería en el Monte Hacho de Álora con Francisco Romero Robledo. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)

Leopoldo Rovira. Retrato de Francisco Romero Robledo (Galería de los Representantes de la Nación). 1869. Albúmina. (CFRivero)
Leopoldo Rovira. Retrato de Francisco Romero Robledo (Galería de los Representantes de la Nación). 1869. Albúmina. (CFRivero)

Así que la siguiente incógnita a desvelar era, lógicamente, ¿Quiénes son los protagonistas de esta historia?: Pueden identificarse en el grupo, por su indumentaria y actitudes dos personajes principales y otras cinco personas, pertrechados de escopetas o bastones y acompañados de sus perros… y fue también Alejandro Rosas quien identificó la fisonomía de uno de ellos, el parecido y la edad del personaje que tiene la mano en la cadera coinciden con el político Francisco Romero Robledo, natural de Antequera, que por sus aficiones y apostura era apodado “El Pollo de Antequera”. No hemos encontrado mejor retrato de su personalidad que el que hace José Ayala Pérez (2) dedicada a este “político de la Restauración”, que tuvo una gran significación popular en su tiempo por su carácter, su elocuencia y su actitud caciquil.

José Spreáfico. Bromas de cazadores en el Monte Hacho de Álora. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)
José Spreáfico. Bromas de cazadores en el Monte Hacho de Álora. Álora (Málaga). 1870. Estereoscopia en Albúmina (CFRivero)

Realmente cuadra el personaje con la situación festiva entre amigos y con el privilegio de contar con un gran fotógrafo, para tomar estas originales imágenes.

Al fotógrafo José Spreáfico hemos dedicado en este blog varios artículos y publicado alguno más extenso sobre su obra, casi según hemos ido descubriendo nuevas aportaciones, pero seguramente que ésta no será nuestra última mirada a este sorprendente fotógrafo.

(1) Juan Antonio Fernández Rivero. “La obra fotográfica de José Spreáfico”. Actas de Imatge i recerca, 12es Jornades. Girona, 2012.

(2) José Ayala Pérez. Un político de la Restauración Romero Robledo. 1971

J. Laurent et Cie. Málaga, el puerto. Ca. 1880. Albúmina

Exposición: Málaga desde sus atalayas: 1854 – 1925

J. Laurent et Cie. Málaga, el puerto. Ca. 1880. Albúmina
J. Laurent et Cie. Málaga, el puerto. Ca. 1880. Albúmina

            Sala de exposiciones “Photoespacio” en La Térmica. Avenida de los Guindos, 48. 29004 Málaga – del 15 de diciembre de 2017 al 1 de abril de 2018 martes a domingo, de 11.00 a 14.00 h. y de 17.00 a 21.00 h.

Entrevista sobre la exposición                          Visita rápida

A partir de nuestros fondos hemos preparado una exposición de fotografías originales realizadas entre los años 1854 a 1925, de panorámicas de Málaga. En conjunto, se muestran un total de 46 fotografías que proponen un recorrido histórico sobre la fisonomía de la ciudad y que están tomadas desde las diferentes atalayas malagueñas: Gibralfaro, la Alcazaba, la torre de la Catedral, el monte Calvario, los edificios frente al puerto… elegidas por fotógrafos como: Charles Clifford, José Martínez Sánchez, J. Laurent, Luis Masson, Joaquín Oses, etc. Algunas de estas panorámicas están compuestas de varias imágenes concatenadas, y se nos presentan en diferentes formatos y técnicas. La exposición pretende recorrer con el visitante los puntos de vista elegidos por estos fotógrafos y simultáneamente hacer un viaje en el tiempo reflejado en los cambios urbanísticos que han ido configurando la Málaga que hoy conocemos.

Photoglobe Zurich “Málaga, Plaza de toros y Malagueta” Ca. 1905. Procedimiento fotocromo
Photoglobe Zurich. “Málaga, Plaza de toros y Malagueta”. Ca. 1905. Procedimiento fotocromo

Los antecedentes en el tiempo en cuanto a la realización de panorámicas son numerosos, existen notables ejemplos realizados mediante la primitiva técnica del daguerrotipo, como la debida a Choiselat en 1845 sobre la rada de Tolón, compuesta de cinco placas sucesivas. Y desde luego en España contamos con magníficas panorámicas realizadas ya en los primeros tiempos de la fotografía por Louis de Clercq, Luis Masson o Jean Laurent, con positivos en albúmina.

En el caso de Málaga estamos en una ciudad que al estar rodeada de elevaciones excepto por el oeste, ofrece al fotógrafo múltiples posibilidades de realizar este tipo de fotografías, la primera de las cuales es sin duda Gibralfaro. Así se refleja en la cantidad y calidad de estos panoramas que prestan especial atención a su puerto y discurren hacia el interior para perderse en los barrios de la zona norte.

Colección Malagueña Málaga y su Puerto desde Gibralfaro Ca. 1900. Tarjeta postal en 2 partes. Impresión fotomecánica
Colección Malagueña. Málaga y su Puerto desde Gibralfaro. Ca. 1900. Tarjeta postal en dos partes. Impresión fotomecánica

Las torres de la Alcazaba, o algunos enclaves de la Coracha en su parte inferior, proporcionaron panoramas más cercanos de la zona portuaria y la primera línea de la ciudad ante el mar, y en el periodo entre siglos nos muestran el paisaje cambiante del muelle y del nuevo parque en crecimiento. Aunque la atalaya preferida por los fotógrafos para captar la fachada marítima malagueña por excelencia, fue sin duda la Farola: a veces desde su base, pero sobre todo desde su balcón más elevado, el fotógrafo solía hacer una primera fotografía del muelle de Levante y a partir de aquí, tras el puerto, discurrían la Alcazaba y la Aduana, la Catedral y la fina línea de la ciudad hacia occidente, perdiéndose entre las chimeneas que recorrían la bahía entre el Guadalmedina y el Guadalhorce.

José García Ayola. Málaga desde la Farola Ca. 1880. Albúmina
José García Ayola. Málaga desde la Farola. Ca. 1880. Albúmina

La vida de una ciudad marítima gira en gran parte en torno a su puerto, y esta necesidad de reflejar su parte más vital hizo que numerosos fotógrafos utilizasen los últimos pisos de los edificios próximos al Cuartel de la Parra, junto al muelle, como nueva atalaya desde la que mirar hacia el oeste y recorrer con la cámara desde el muelle, la “Cortina del Muelle”, la Aduana, el paseo y la Farola hasta el mar.

Autor desconocido Málaga, la Cortina del Muelle y el Puerto desde alguna azotea próxima al Cuartel de la Parra Ca. 1880. Albúmina
Autor desconocido. [Málaga, la Cortina del Muelle y el Puerto desde alguna azotea próxima al Cuartel de la Parra]. Ca. 1880. Albúmina

Y ¿por qué no desde el mar?, alguna fotografía tenemos desde esta perspectiva aunque no son muy frecuentes, sobre todo en los primeros tiempos de la fotografía, en los que la necesidad de un tiempo de exposición relativamente largo, hacía imposible realizar fotografías desde una embarcación, un punto de vista siempre ondulante.

Ya en el interior de las intrincadas calles y las escasas plazas de esta Málaga de la segunda mitad del siglo XIX y principios del XX, las torres de las iglesias y de la Catedral se ofrecen como atalayas destacadas para fotografíar la sucesión de tejados y edificios en una u otra dirección.

Grafos Málaga, vista panorámica de la población [tomada desde la torre de la Catedral] 1922/23. Tarjeta postal en 2 partes. Impresión fotomecánica
Grafos. Málaga, vista panorámica de la población [tomada desde la torre de la Catedral]. 1922/23. Tarjeta postal en 2 partes. Impresión fotomecánica
Sin embargo los fotógrafos también se desplazan a las elevaciones del noroeste, en las inmediaciones del Convento de la Trinidad o del Arroyo de los Ángeles para captar la imagen de la ciudad tras el río al pie de Gibralfaro, con las torres de sus iglesias, San Juan, los Mártires… la Catedral y la Farola destacadas en el horizonte. El círculo se cierra en el norte con el Monte Calvario, desde allí la panorámica parte de un primer plano de la espadaña de la iglesia de la Victoria y la calle Cristo de la Epidemia para recortar la ciudad y su Catedral sobre el mar y la sierra de Mijas, destacando la explanada del Ejido al oeste y los hornos de sus tejares perfectamente definidos.

Desde las largas exposiciones requeridas por las placas negativas al colodión húmedo, con las que trabajaban aquellos fotógrafos dignos de protagonizar una novela épica, a las instantáneas que nos devuelven los imaginativos fotógrafos del siglo XX, hemos querido reunir en esta muestra lo mejor de estas imágenes “panorámicas”, en una sola toma a veces pero en muchos casos compuestas por dos, tres y hasta cinco imágenes concatenadas en las que el expectador pueda girar con el fotógrafo. Y ese es nuestro deseo: ¡disfrute de las vistas!

Cartel exposición Málaga desde sus Atalayas, 1854-1925

————————————–

Como complemento a la exposición se edita un catálogo que incluye todas las imágenes expuestas, con amplios comentarios sobre las obras y los fotógrafos:

Málaga desde sus atalayas 1854-1925. Málaga, Diputación, 2017. ISBN 978-84-7785-992-5

Noticias en la prensa:

Diputación de Málaga: Noticias  Paseo en imágenes

Diario Sur: “Las primeras fotos de Málaga descubren la revolución urbana de la ciudad en el siglo XIX”. Francisco Griñán

Europa Press: “Photoespacio de La Térmica acoge una exposición inédita con las primeras fotografías panorámicas de Málaga”.

Ferrier-Soulier. 7084 Vue a Malaga (Espagne). Málaga, 1863. Estereoscopia en albúmina.

Málaga en las estereoscopias de Ferrier

1857 es el año en el que se edita una de las primeras series estereoscópicas de localidades españolas, publicada en París por Claude Marie Ferrier, en ella aparecen: Madrid, Segovia, Toledo, Cuenca, Córdoba, Sevilla, Granada, Ronda y Málaga, ciudad a la que hoy vamos a dedicar este espacio.

Ferrier-Soulier. 7084 Vue a Malaga (Espagne) [Batería de San Rafael]. Málaga, 1863. Estereoscopia en colodión sobre vidrio.
Ferrier-Soulier. 7084 Vue a Malaga (Espagne) [Batería de San Rafael]. Málaga, 1863. Estereoscopia en colodión sobre vidrio.
A partir del trabajo del fotohistoriador Rafael Garófano(1) nos iniciamos en el conocimiento de este ingente y singular fóndo que fue generando la empresa que unos años después, en 1864, Ferrier junto a su hijo continua junto a Soulier (Ferrier père fils et Soulier), incorporan nuevas vistas de España añadiendo: Pamplona, Olite, Zaragoza, Montserrat, Barcelona, Sagunto, Valencia, Alicante, Cartagena, Cádiz, Aranjuez, La Granja, El Escorial y Burgos (serie 7000).(2)

Pero vamos a centrarnos aquí en las fotografías dedicadas a esta ciudad del sur de Europa, que muchos europeos verían por primera vez en estas estereoscopias sobre vidrio, que en francés el editor tituló y numeró así, bajo el apartado genérico de Malaga:

  • 6500   Panorama de Málaga
  • 6501   Vue du port de Málaga
  • 6502   Chantiers de Málaga
  • 6503   Vue panoramique des faubourgs
  • 7081   Panorama de Malaga pris du château
  • 7082   Panorama de Malaga pris de Saint-Christophe
  • 7083   Fontaine du Salon de Bilbao
  • 7084   Vue à Malaga (6)

Como quiera que los fondos de esta casa pasaron a la firma Levy, continuadores de la empresa, hoy día muchos de sus negativos se conservan en esta colección que guarda la Agence Roger Viollet en París.

Ferrier-Soulier. 6500 Panorama de Malaga. 1857. Colodión sobre vidrio en formato estereoscópico
Ferrier-Soulier. 6500 Panorama de Malaga. 1857. Colodión sobre vidrio en formato estereoscópico

Esta primera fotografía, la 6500, muestra la ciudad desde El Castillo de Gibralfaro, una atalaya ideal desde la que el fotógrafo eligió la vertiente marítima en la que están presentes tanto el mayor edificio de la ciudad: su catedral y el palacio de la Aduana junto al puerto.

Jean Laurent/Ferrier. Malaga, vue du port. 1857. Albúmina en formato estereoscópico
Jean Laurent/Ferrier. Malaga, vue du port. 1857. Albúmina en formato estereoscópico

La 6501 está tomada desde el piso superior de La Farola (faro de la ciudad), mostrando el muelle principal con las barcas un tanto movidas, la Catedral y parte del edificio de la Aduana que se ve a la derecha de la imagen.

La estereoscopia 6502, titulada “Chantiers de Málaga” (Astilleros de Málaga)

Ferrier-Soulier. 6502 Chantiers de Malaga. 1857. Colodión sobre vidrio.
Ferrier-Soulier. 6502 Chantiers de Malaga. 1857. Colodión sobre vidrio.

muestra una escena de la playa de Pescadería (hoy Muelle de Heredia) en la que se podrían estar construyendo grandes barcazas de pesca.

Ferrier-Soulier. 6503 Malaga, vue panoramique des faubourgs. 1857. Colodión sobre vidrio.
Ferrier-Soulier. 6503 Malaga, vue panoramique des faubourgs (detalle). 1857. Colodión sobre vidrio.

La estereoscopia 6503 muestra la zona norte de Málaga, en la que destaca el Convento de la Victoria, sede de la Patrona de la ciudad, a la derecha, y a la izquierda una de las escasas imágenes del desaparecido Circo y Plaza de Toros de la Victoria, separados ambos por la calle Cristo de la Epidemia.

La pregunta que muchas veces queda sin responder cuando estudiamos estas fotografías decimonónicas de grandes editores, es ¿cual sería la identidad del fotógrafo que realizó la toma?. En este caso sabemos que Clifford realizó algunas de ellas (existe carta en la que afirma tener que ir a Segovia a realizar fotografías estereoscópicas para Ferrier), aunque el asunto requiere más investigación. Por otro lado sabemos también que las fotografías 6501, 6502 y 6503 (así como de otras ciudades) aparecen en el catálogo del fotógrafo Jean Laurent de 1863 con los mismos títulos en español, una coincidencia que identificamos en 2001 (3).

El segundo grupo, como hemos señalado realizado en 1864, repite en su número 7081-Panorama de Malaga pris du château, una imagen prácticamente igual a la primera de la serie, la 6500, con pequeñas diferencias que nos indican que se trata de una placa distinta.

Pero la 7082 – Panorama de Malaga pris de Saint-Christophe, es decir: … tomada desde el Cerro de San Cristóbal, tiene el doble interés de mostrar un primer plano de chumberas y pitas, especies exóticas en el ámbito europeo, enmarcando la ciudad al pie de la colina fortificada de Gibralfaro.

Ferrier-Soulier. 7082 Panorama de Malaga pris de Saint-Christophe. Colodión sobre vidrio en formato estereoscópico
Ferrier-Soulier. 7082 Panorama de Malaga pris de Saint-Christophe. Colodión sobre vidrio en formato estereoscópico

Siguiendo el orden de presentación del catálogo nos encontramos con la nº 7083

Ferrier-Soulier. 7083 Malaga. Fontaine du Salon de Bilbao. 1863. Colodión sobre vidrio
Ferrier-Soulier. 7083 Malaga. Fontaine du Salon de Bilbao. 1863. Colodión sobre vidrio

 – Fontaine du Salon de Bilbao, es una imagen muy poco vista, lo que resulta extraño al tratarse de la hermosa Fuente de Génova en el principio de la Alameda, con la Casa de los Larios a la derecha.

La 7084 y el “Cañón Tigre”

Pero volvamos sobre la primera imagen que abre este artículo. Se trata de la última estereoscopia de la serie en Málaga y su título “Vue a Malaga” no aporta ninguna información sobre la imagen que presenta, y es curioso porque existe toda una historia oculta entre estos cañones situados en algún lugar de las playas malagueñas:

El primer plano de la fotografía se sitúa en la “Batería de San Rafael” que junto con las de San José, San Nicolás y San Felipe, defendían el puerto. Unas defensas puestas en cuestión en un informe que realizó el Mariscal de Campo José Herrera García en 1857, en el que avisa

… sobre la prosperidad de Málaga y su desprotección ante cualquier ataque por su indefensión por tierra, pues de los antiguos muros de la ciudad sólo quedaban los de la Alcazaba y Gibralfaro y era evidente la escasez y mala disposición de las baterías que defendían el puerto, en concreto las de San Rafael. San José, San Nicolás y San Felipe y los fuertes de San Carlos y Santa Catalina“(4)

De hecho, si observamos la panorámica 6500 tomada desde Gibralfaro en 1857, se observa la ausencia de artillería en esta  Batería de San Rafael.  Esta fortificación, como se ve en la estereoscopia, estaba situada en la misma playa,

Ferrier-Soulier. Vue a Málaga. [Detalle de uno de los cañones situados en la Batería de San José en Málaga], 1863. Colodión sobre vidrio en formato estereoscópico.
Ferrier-Soulier. Vue a Málaga. [Detalle de uno de los cañones situados en la Batería de San José en Málaga], 1863. Colodión sobre vidrio en formato estereoscópico.

junto a la desembocadura del río Guadalmedina, el río de la ciudad, y nos permite observar al fondo, la batería de San José protegiendo el puerto, así como el tejado del “tinglado” que protegía las mercancías en la explanada portuaria, y al pié del monte de Gibralfaro con su castillo y su coracha, la Aduana, hoy Museo de Málaga .

Si nos fijamos en el detalle de los cañones, el que queda más a la vista del espectador y algo más atrás aquel sobre el que se apoya el segundo personaje, son dos piezas exactas al famoso cañón Tigre que se conserva en Tenerife, y si bien este modelo fue fundido en el siglo XVIII está soportado por una cureña de hierro colado en la que se aprecia la inscripción “SEVILLA 1860″(5). Podríamos pues deducir que a raíz del informe de 1857 se decidió enviar a Málaga nuevo material defensivo y que estamos ante uno de los productos de la Real Fábrica de Artillería de Sevilla.

Bibliografía:

  1. Garófano Sánchez, Rafael. Andaluces y Marroquíes en la colección fotográfica de Lévy (1888-1889). Cádiz : Diputación, 2002
  2. Sánchez Gómez, Carlos. Los editores Ferrier-Soulier y Gaudin. En: Una imagen de España: fotógrafos estereoscopistas franceses [1856-1867]. Madrid, Fundación MAPFRE. Instituto de Cultura. 2011.  Y Fernández-Rivero, Juan-Antonio . [Reseñas biográficas de la casa Ferrier-Soulier, Gaudin-Frères, Ernest Lamy y Jean Andrieu]., 2011 En: Una Imagen de España. Fotógrafos estereoscopistas franceses [1856-1867]. Fundación MAPFRE. Instituto de Cultura, pp. 104-105.
  3. Fernández Rivero, Juan Antonio.Tres dimensiones en la historia de la fotografía: La imagen estereoscópica. Málaga: Editorial Miramar, 2004. Pag.: 131-132
  4. Citado por: Antonio Gil Albarracín. Destrucción y reconstrucción del dispositivo defensivo en el litoral andaluz durante la primera mitad del siglo XIX. Ponencia en las VI Jornadas AFORCA.
  5. Calvo, Juan L. Montajes en el material de antecarga. pág. 64. Blog: Catalogación de Armas.
  6. Publicada en: Garófano Sánchez, Rafael (Op. cit) p: 25.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Andrés Faber. Málaga, playa cerca de La Araña, al fondo la torre de las Palomas. Tarjeta postal.

Málaga en sus primeras tarjetas postales ilustradas

“Desde Málaga, Recuerdos… II: Las tarjetas postales ilustradas de Málaga (1896-1940)”

Portada del libro de Juan Antonio Fernández Rivero y María Teresa García Ballesteros.
Portada del libro de Juan Antonio Fernández Rivero y María Teresa García Ballesteros. “Desde Málaga… Recuerdos II”. Málaga, Ediciones del Genal, 2016.

Son muchas las vistas malagueñas que en los primeros años del siglo XX tuvieron el privilegio de ser editadas en estos documentos viajeros que son las tarjetas postales, 420 de ellas conforman el libro que ahora os presentamos

Con más de 400 postales entre sus páginas, salió a la luz nuestro primer libro: “Desde Málaga, Recuerdos…“, pero pasados ya algunos años queremos ampliar la posibilidad de que sean mejor conocidas y hemos editado su segundo volumen con 420 postales diferentes.

En ellas se muestra lo mejor de la ciudad: su urbanismo, su monumentalidad, los edificios, las avenidas, los jardines, los paisajes urbanos de los que los malagueños se enorgullecen, aquellos que se consideran capaces de competir, en muchos casos en igualdad de condiciones con los de otras ciudades que también han ido adaptando su diseño a las tendencias que se imponen en esta entrada de siglo. Al verlas se diría que Málaga es una ciudad casi perfecta, cargada de bellas perspectivas en cada uno de sus ángulos: es la ciudad abierta de la Alameda, el Parque y el Puerto, la calle Larios, la plaza de la Estación o la de la Merced.

Tarjeta postal con tres vistas fotográficas de Málaga. Circulada en 1902 y editada por las bodegas de Adolfo de Torres y Hermano.
Tarjeta postal con tres vistas fotográficas de Málaga. Circulada en 1902, editada por las bodegas de Adolfo de Torres y Hermano y fabricada por Manes & Co., de Berlín

Junto a ellas hay un espacio cedido al tipismo, en el que encuentran cabida las recónditas calles de la ciudad de siempre y hasta los barrios misérrimos de Mundo Nuevo, la ruina y la pobreza de sus habitantes se transforman en un valor que realza su singularidad.

Málaga, playa cerca de La Araña, al fondo la torre de las Palomas. Tarjeta postal editada por Andrés Fabert.
Málaga, playa cerca de La Araña, al fondo la torre de las Palomas. Tarjeta postal editada por Andrés Fabert (1910/14)

Una visión a exportar requiere también identificar los elementos genuinos del lugar, y es en este capítulo en el que se muestra por un lado la Málaga del mar, las playas con sus pescadores en la faena, las jábegas, las redes y los niños cenacheros;

Málaga, un pasero de la vega. Tarjeta postal editada por Álvarez Morales
Málaga, un pasero de la vega. Tarjeta postal editada por Álvarez Morales en 1901

y por otro el vino: las bodegas, los campos de vides, las faenas y la publicidad de lo que aún quedaba de una industria que conoció tiempos mejores.

Málaga, el puerto y la catedral. Dibujo litográfico. Tarjeta postal circulada en 1897 y editada por Pablo Dummatzen
Málaga, el puerto y la catedral. Dibujo litográfico. Tarjeta postal circulada en 1897 y editada por Pablo Dummatzen

La imagen de conjunto de sus panorámicas nos devuelve siempre una vista positiva, en la distancia los defectos desaparecen ante la ciudad marítima frente al mar y ante el decorado de las azules montañas, o bajo los tejados de los que sobresalen únicamente las torres de sus iglesias y la tremenda catedral.

Es la ciudad real la que se envía en una postal a la familia o al amigo, aunque sea solo una parte de ella, su cara mas amable, pensada para crear una buena imagen de una ciudad que quiere venderse.

Primera tarjeta postal ilustrada editada en Málaga. Enviada desde Málaga el 25/4/1896 y recibida en Winden (Austria) el 30/4/1896.
Primera tarjeta postal ilustrada editada en Málaga. Enviada desde Málaga el 25/4/1896 y recibida en Winden (Austria) el 30/4/1896.

Pero, ¿quienes fueron los editores de estas colecciones de postales? ¿Qué personajes están comprometidos con esta imagen de nuestra ciudad?, ¿Qué intereses les llevaron a realizar estas colecciones?. El interés por el documento que representan estas tarjetas fotográficas nos ha llevado a indagar sobre estas preguntas y a aportar interesantes datos sobre sus responsables últimos, encabezados sobre todo por sus comerciantes más sobresalientes y los exportadores de productos de la tierra, pero también hay una presencia importante de la industria editorial que en España o en Europa protagonizan la edición de tarjetas postales ilustradas. En el libro dedicamos 56 páginas al estudio de los editores de estas tarjetas.

Málaga, fachada marítima y productos de la región. Postal litográfica, 1900/1905 editada por Andre Hofer de Salzburgo.
Málaga, fachada marítima y productos de la región. Postal litográfica editada por Andre Hofer de Salzburgo (1900/05)

Aunque algunas de estas “postales” están ilustradas artísticamente con diseños diferentes a los de la fotografía o combinadas éstas con diferentes dibujos, en su mayor parte es la fotografía su protagonista… aunque el fotógrafo, por lo general, queda en el anonimato. Salvo en algunos casos en los que es posible identificar a aquellos que trabajaron en la Málaga del momento, como Muchart y Osuna, o reporteros gráficos nacionales como Casariego.

Colegio San Estanislao, patio. Iglesia de El Palo al fondo. Tarjeta postal circulada en 1911, editada por Andres Fabert.
Colegio San Estanislao, patio. Iglesia de El Palo al fondo. Tarjeta postal circulada en 1911, editada por Andres Fabert.

El lector comprobará que en este estudio aportamos nuevos datos que configuran un panorama mucho más completo sobre la historia y los editores de estos interesantes documentos en el ámbito de la ciudad de Málaga. Sin duda el tiempo y el interés por las imágenes y las tarjetas postales nos irán deparando sorpresas como las que ya nos han proporcionado estos veintidós años transcurridos desde el libro anterior.

Impreso publicitario de Rafael Álvarez Morales como editor de tarjetas postales. Málaga, ca. 1900.
Impreso publicitario de Rafael Álvarez Morales como editor de tarjetas postales. Málaga, ca. 1900.

boton-comentarios_1Reportaje publicado por “La Opinión de Málaga” 22/1/2017:

“Ventanas asomadas al pasado de Málaga” por Alfonso Vázquez

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

José Martínez Sánchez/Jean Laurent. Málaga, edificio de la Aduana (detalle). 1867. Albúmina sobre papel.

La CFRivero en el Museo de Málaga – MMA

El MMA en la Aduana, es ya una realidad. Y la ciudad sabe que lo es gracias al empeño de muchos malagueños que durante años hemos reclamado este museo y este edificio para visualizar el arte y la historia que tenemos detrás. El museo abre por fin sus puertas y la Colección Fernández Rivero tendrá allí una pequeña muestra.

José Martínez Sánchez/Jean Laurent. Málaga, edificio de la Aduana (detalle). 1867. Albúmina sobre papel.
José Martínez Sánchez/Jean Laurent. Málaga, edificio de la Aduana – Sede del MMA – (detalle de una panorámica). 1867. Albúmina sobre papel.

El devenir de los acontecimientos que han rodeado la creación del nuevo MMA, es también un hecho insólito y en cierto modo paradójico, en una ciudad que ha heredado una leyenda negra en relación con la cultura, y que ha cambiado hasta el punto de reclamar en la calle “la Aduana para Málaga”, para su MUSEO. A día de hoy, le recibe acompañada de otra veintena de museos abiertos al público, con temáticas que cubren, además de las manifestaciones artísticas más clásicas en todas las facetas de las artes plasticas, otros aspectos más originales: museo taurino, del vidrio, de objetos religiosos, automóvil y moda, aeronáutico, costumbres populares, museo del mar, científicos… junto a ellos varios dedicados a determinados creadores sobre todo a la obra de nuestro inmenso Picasso.

¿Queda algún aspecto de las manifestaciones de nuestra cultura que no esté representado en ellos? Pues extrañamente sí.

Y es precisamente aquella que está más presente en nuestro día a día.

Autor desconocido. Málaga, muelle viejo. 1857-1860. Albúmina sobre papel.
Autor desconocido. Málaga, muelle viejo. 1857-1860. Albúmina sobre papel.

La que nos muestra cómo fuimos ayer, o el siglo pasado…

La que nos asoma cómo por una ventana a los instantes que ya no volverán.

La que sirve de testigo de los hechos que ya han acontecido y

guarda para nosotros la realidad de nuestra historia reciente o lejana.

Luis Leon Masson. Panorámica de Málaga desde la Alcazaba (detalle). 1858-1862. Albúmina sobre papel.
Luis Leon Masson. Panorámica de Málaga desde la Alcazaba (detalle). 1858-1862. Albúmina sobre papel.

La que se ha convertido en una de las expresiones artísticas más creativas.

Si…, la FOTOGRAFÍA.

José Spreáfico/Ernest Lamy. Málaga, fuente de la Alameda. 1863. Albúmina sobre papel.
José Spreáfico/Ernest Lamy. Málaga, fuente de la Alameda. 1863. Albúmina sobre papel.

Sin embargo la Fotografía está presente en el Museo de Málaga que ha tenido una sensibilidad especial para contar con ella, ha detectado esta ausencia y

Museo de Málaga. Panel que integra un documental con fotografías históricas de la ciudad.
Museo de Málaga. Panel que integra un documental con fotografías históricas de la ciudad.

ha querido incluir una pequeña muestra de la historia fotográfica de la ciudad con algunas de las fotografías de la CFRivero.

J. David. Obreros de la Ferrería de Heredia. Málaga, 1887. Albúmina sobre papel.
J. David. Obreros de la Ferrería de Heredia. Málaga, 1887. Albúmina sobre papel.

Panel titulado
Panel titulado “El triunfo de la fotografía” en el Museo de Málaga.

Algunas de ellas las encontraréis ilustrando la localización original de alguna pieza, y otras en los documentales que narran las historias de la Academia de Bellas Artes y de la Generación del 27.

Autor desconocido. Niños en la playa de la Malagueta. Málaga, 1890-1900. Gelatina de plata sobre vidrio.
Autor desconocido. Niños en la playa de la Malagueta. Málaga, 1890-1900. Gelatina de plata sobre vidrio.

Pero hay además otro documental, con guión e imágenes de la CFRivero que cuenta brevemente la historia fotográfica en Málaga en una colección de sus piezas más representativas, de las que incluimos aquí unas cuantas, y que el Museo ha situado, por su coincidencia en el tiempo, en la sección de pintura del siglo XIX.

Autor desconocido. Fuenteolletas. Málaga, 1900-1905. Gelatina de plata sobre vidrio.
Autor desconocido. Fuenteolletas. Málaga, 1900-1905. Gelatina de plata sobre virio.

Créditos del documental sobre la fotografía en Málaga durante el siglo XIX y principios del XX.
Créditos del documental sobre la fotografía en Málaga durante el siglo XIX y principios del XX.

Junto a Muñoz Degrain, José Nogales, Enrique Simonet o Sorolla, podremos encontrar alguna obra Jean Laurent, José Spreáfico o Luis Leon Masson, e integrar en nuestro subconsciente la imagen de la ciudad del XIX/XX cuyos contemporáneos crearon el germen de este museo.

Documental sobre la llegada de la fotografía a Málaga. Museo de Málaga. 2016.
Documental sobre la llegada de la fotografía a Málaga. Museo de Málaga. 2016.

¡Salud, Museo de Málaga!

boton-comentarios_1

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Calle Larios, 125 años. Fotos del nacimiento

Hubo un fotógrafo, Joaquín Oses, que por curiosidad, por profesionalidad, o más probablemente por encargo… tomó las fotografías del nacimiento de esta Calle Larios de Málaga, que abrió la ciudad a la modernidad, pronto hará 125 años. ¡Ya es hora de verlas!

Cartel de la exposición con fotografía de [Joaquín Oses]. Construcción de la Calle Larios: elevación de la 2ª manzana, pares. Málaga 1888. Albúmina sobre papel. Col. Fernández Rivero
Cartel de la exposición con fotografía de Joaquín Oses. Construcción de la Calle Larios: elevación de la 2ª manzana, pares. Málaga 1888. Albúmina sobre papel. Col. Fernández Rivero

Tenemos el placer de invitaros a visitar la Exposición:

“La modernidad en Málaga. Imágenes de la construcción de la calle Larios (1887-1891)”

del 2 de diciembre de 2015 al 23 de enero de 2016

Sala de exposiciones de la  Sociedad Económica de Amigos del País. Plaza de la Constitución, 7. Málaga

Horario:

Lunes a viernes de 11 a 14 y de 17 a 20 h. Sábado de 11 a 14 h.

Visita rápida

Galería fotográfica

El reportaje fotográfico de Joaquín Oses

La exposición que presenta la CFRivero, gira en torno a un reportaje fotográfico excepcional y único que muestra diferentes aspectos de la construcción de la calle Marqués de Larios, uno de los mejores ejemplos de reportaje fotográfico de reforma urbana realizado en España durante el siglo XIX que ha permanecido parcialmente inédito, siendo ahora la primera vez que se muestra al público en su totalidad, gracias a la colaboración y el patrocinio de la Diputación y Ayuntamiento de Málaga, de Salsa Inmobiliaria/Grupo Masacruz (Casa Larios), y de la Sociedad Económica de Amigos del País.

[Joaquín Oses Cruz] Construcción de la Calle Larios: Fachada sur de la Plaza de la Constitución, con el antiguo edificio que fue sustituido por la manzana 1ª de la acera de los pares. Málaga, ca. 1887. Albúmina sobre papel. Col. Fernández Rivero
[Joaquín Oses Cruz] Construcción de la Calle Larios: Fachada sur de la Plaza de la Constitución, con el antiguo edificio que fue sustituido por la manzana 1ª de la acera de los pares. Málaga, ca. 1887. Albúmina sobre papel. Col. Fernández Rivero

El gran historiador de la fotografía española Lee Fontanella ya destacó en su libro (La historia de la fotografía en España desde sus orígenes hasta 1900, 1981) su importancia: “En relación con la reforma urbana, dudamos que exista mejor grupo de fotografías, aparte de las de la Puerta del Sol, que las de la construcción de la calle de Larios (Málaga)”.

El reportaje de Larios consta de quince fotografías, es un trabajo unitario debido a un sólo autor y espectacular en varios sentidos, por ejemplo en su tamaño, inusualmente grande para la media de la época. Hay que recordar que en aquellos momentos no se ampliaban las fotografías, sino que se obtenían por contacto con la placa original, por tanto la cámara tenía que ser de un tamaño capaz de albergar una placa apta para realizar un positivo del tamaño final deseado. Seis de las quince fotografías están adornadas con una orla geométrica en la cartulina que las soporta y llevan además al pie la fecha: 1 de junio de 1.888. Entre las nueve restantes hemos encontrado algunas que parecen anteriores a esa fecha y otras que nos muestran los últimos momentos de la edificación.

En cuanto al contenido de las fotografías y aunque algunas de ellas muestran la maquinaria empleada y fases tempranas de la construcción, la mayoría pretenden más bien mostrarnos la fuerza emergente e imponente de las nuevas construcciones, eludiendo los momentos de la demolición.

[Joaquín Oses] Construcción de la Calle Larios: manzana 4ª, esquina a c/ La Bolsa. Málaga, ca. 1888. Albúmina sobre papel. Col. Fernández Rivero
[Joaquín Oses] Construcción de la Calle Larios: manzana 4ª, esquina a c/ La Bolsa. Málaga, ca. 1888. Albúmina sobre papel. Col. Fernández Rivero

El autor

Aunque las fotografías no llevan firma, ni tampoco se ha encontrado hasta el momento ningún documento que las acredite, el reportaje debe ser atribuido al fotógrafo malagueño Joaquín Oses Cruz(1) (1839-1893). Muchas pruebas e indicios avalan nuestra teoría, como por ejemplo el formato, la orla geométrica (obsérvese que es idéntica a la que adorna una de las grandes panorámicas firmadas por Oses que se muestra en esta exposición), el estilo, y además el hecho de que Oses fue, con diferencia, el fotógrafo más destacado de la Málaga de su tiempo. Oses se inició muy joven en la profesión junto a su amigo, también malagueño, Ramón Sánchez Navarro, en el Madrid de la década de 1860. Cuando volvió a Málaga a mediados de la década siguiente, era ya un avezado profesional que acaba por recoger la antorcha de otro gran profesional de la Málaga decimonónica, el gran José Spreáfico, desaparecido en 1878. Oses abrió también estudio en Córdoba donde a su vez llegó a ser el profesional más respetado de su época.

Otros objetos de la exposición

A las quince fotografías del reportaje de la construcción hemos añadido otra ajena al mismo pero que la complementa muy bien porque muestra la calle ya casi terminada, en una perspectiva de sur a norte, que lleva al pie el título: “Calle Marqués de Larios”, además de una panorámica de la fachada marítima de la ciudad tomada Málaga, fotografías desde la Farola

Joaquín Oses. Málaga, la Cortina del Muelle y la Catedral desde el puesto de Sanidad situado junto a la Batería de San José. 1880/85. Albúmina sobre papel. Col. Fernández Rivero
Joaquín Oses. Málaga, la Cortina del Muelle y la Catedral desde el puesto de Sanidad situado junto a la Batería de San José. 1880/85. Albúmina sobre papel. Col. Fernández Rivero

y otra de gran tamaño (80 x  45 cm.), tomada desde la casilla de Sanidad en la Batería de San José, un punto de vista poco habitual, debidas ambas a Joaquín Oses.

Puede verse también una fotografía de Muchart de la Plaza de la Constitución, en un momento anterior a la apertura de la calle Larios, que es la única imagen que conocemos de la Plaza en su fisonomía anterior.

Y como no podía faltar, una imagen del arco efímero que se construyó para la inauguración de la calle, en este caso una fototipia de la casa Hauser y Menet (Madrid), de 1891.

Junto a ellas dos planos que muestran el momento anterior y posterior a la apertura de la calle Larios y una panorámica desde Gibralfaro, de la casa Laurent, tomada hacia 1880.

Estereóscopo tipo Wheatstone realizado en madera
Estereóscopo tipo Wheatstone realizado en madera

La exposición se cierra con dos vistas estereoscópicas de la calle Larios y de la plaza, en sendos estereóscopos tipo Wheatstone, una editada por Alberto Martín y otra de autor desconocido.

Es una satisfacción para la CFRivero tener la oportunidad de mostrar este pequeño/gran conjunto de fotografías e ir así realizando el objetivo de mostrar los contenidos de nuestra colección.

¡Que la disfrutéis!

(Folleto de la exposición)

(1) Gracias a Mercedes Jiménez Bolívar, responsable del Archivo fotográfico de la Universidad de Málaga, hemos podido ver la fotografía que encabeza este artículo, con la inscripción impresa de su autor: Joaquín Oses, procedente de un negativo depositado en dicho archivo.

Notas en la prensa:

Diario Sur 1, Diario Sur 2, La Opinión de MálagaGalería fotográfica-, Málaga Hoy, Costa del Sol Digital, 20Minutos, 73Tv,