Los juguetes del fotógrafo

Un tambor, una pelota, el caballito de madera, una carroza real o quizá una muñeca, incluso un barco o una escopeta. Son “juguetes sin juego”, recursos de atrezo en el estudio del fotógrafo del XIX, a los que dedicamos una mirada sobre las imágenes españolas de la Colección Fernández Rivero.

Un momento para la quietud con la ayuda de un juguete… – Niños quietecitos y atentos, que vais a salir en la foto.

Moliné y Albareda. Niño montado en un caballito de cartón. ca. Barcelona, 1865. Carte de visite en albúmina (CFRivero)
Moliné y Albareda. Niño montado en un caballito de cartón. ca. Barcelona, 1865. Carte de visite en albúmina (CFRivero)

El vistoso caballito de cartón no es solo parte del decorado, es un importante recurso de control psicológico. Quizá el caballito ha deslumbrado al pequeño cliente que consiente en dejar de moverse, quizá teme que el animal se mueva mientras lo monta, está bien sujeto y mira al fotógrafo con cierta inquietud. 

El recurso de “el pajarito” que va a salir tras la cámara en cualquier momento, quizá ayuda también a terminar de captar toda su atención.

“Ya está”, se ha portado tan bien que quizá le permitan pasear en éste después, o quizá tras la foto le cueste entender que aquel juguete magnífico debe quedarse “a dormir” en el estudio.

Camps y Cia. Retrato del niño Guillermo Rein Segura. Málaga 1895. Albúmina. (CFRivero)
Camps y Cía. Retrato del niño Guillermo Rein Segura (fragmento). Málaga 1895. Albúmina. (CFRivero)

Sorprende conocer la identidad de Guillermo Rein Segura en este trajecito que se nos antoja “de niña”. Miembro de una familia de la burguesía malagueña, su apellido de origen alemán está presente en la ciudad desde finales del S. XVIII. Hacia 1930 explotaba un negocio de vinos ubicado en la calle Salitre nº6.

Nal y Cia. Niña sentada con escopeta de juguete. Cádiz, h. 1865. Carte de visite en albúmina. (CFRivero)
Nal y Cía. Niña sentada con escopeta de juguete. Cádiz, h. 1865. Carte de visite en albúmina. (CFRivero)

Entre la fotografía anterior y la de la izquierda han pasado, no en balde unos treinta años, los recursos del decorado han ganado en la representación del entorno, pero los niños siguen necesitando algún objeto que añadir a su fantasía en ese momento no exento de tensión… ¡una escopeta!, ¿sería el regalo de un padre cazador?

¿Se han fijado? Los niños posan tan serios como los adultos reproduciendo sus poses.

Pero no dejen de fijarse en la abierta sonrisa de esta niña con muñeca del estudio de A. y E. F. Napoleón, la ilusión de tener junto a ella esta preciosa poupée, quizá una “Tete Jumeau”.

Una de las firmas mejor representadas en esta selección es la casa Napoleón de Barcelona, que demuestra una especial atención al retrato infantil exhibiendo una galería sorprendente de caballitos, cabritas disecadas, con y sin ruedas, triciclos y otros elementos curiosos, pelotas, carros y muñecas …

Y como es evidente la calidad de su producto fue también evolucionando y mejorando con el tiempo, aunque hay que decir que por la propia dificultad que entrañaba la realización de retratos infantiles, en ocasiones el fotógrafo optaba por la composición de la fotografía a base de recortar y pegar piezas de distintas tomas hasta configurar una imagen aceptable (1). Algunas de estas primeras imágenes del estudio parecen corroborarlo.

Alfonso Begué Gamero. Niño sobre caballito de cartón. Madrid h. 1860. Carte de visite en albúmina. (CFRivero)
Alfonso Begue Gamero. Niño sobre caballito de cartón. Madrid h. 1860. Carte de visite en albúmina. (CFRivero)

En este retrato del fotógrafo toledano Alfonso Begue, que ejerció en fechas muy tempranas en Madrid, descubrimos manuscrito al dorso el nombre del infante: “Julio Cuenca”.

José Teixidor. Retrato de un niño con caballito. Barcelona, h. 1870. Carte de visite en albúmina. (CFRivero)
José Teixidor Busquets. Niño con caballito. Barcelona, h. 1870. Carte de visite en albúmina. (CFRivero)

Además si se fijan, escondido detrás del caballo se adivina al familiar que cuida de que el pequeño jinete no pierda el equilibrio.

Ignacio Pascual. Niño sobre cabrita de juguete. Villafranca del Panadés h. 1870. Carte de visite en albúmina. (CFRivero)
Ignacio Pascual. Niño sobre cabrita de juguete. Villafranca del Panadés h. 1870. Carte de visite en albúmina. (CFRivero)

En esta otra, debida al fotógrafo José Teixidor Busquets de Barcelona, lacortina ignora las leyes de la física para aproximarse extrañamente al nene por detrás. Y es que un recurso bastante utilizado para sostener e inmobilizar al niño era esconder al adulto que le sujeta detrás de las cortinas, que en algunas fotografías parecen cobrar vida propia.

En la imagen de la izquierda tenemos otro ejemplo: la cortina que sin justificación aparente cae por detras del pequeño, se pliega de manera extraña ¡y un zapato que asoma al pie del cortinaje, tras la rueda izquierda!

La carte de visite del fotografico Sebastiá Vila, cuyo original conserva el papel de seda que proteje la fotografía, incluye varias direcciones, dos de ellas en Sevilla: calle Batehojas 2  y Catalanes 5. La tercera en Barcelona: Junqueras 1.

José García Ayola. Niño con ovejita. Granada h. 1870. Carte de visite en albúmina (CFRivero)
José García Ayola. Niño con ovejita. Granada h. 1870. Carte de visite en albúmina (CFRivero)

Ramón Gómez de la Serna se sintió inspirado por estos “Juguetes de las fotografías”:

Ese caballo de cartón, esa escopeta con cañones de hojalata, esa muñeca de china, hasta ese sonajero magnífico que, como tirso de la locura, tiene una cabeza de polichinela en la punta, son juguetes con los que sólo juega, mejor dicho, “emplea” el niño cuando va a retratarse. Pasado ese minuto que media entre la larga mirada del monstruo de un solo ojo y el “ya está” del fotógrafo, su domador, arranca al niño el juguete, el juguete que él creía suyo,

Anónimo. Niño y juguete. Carte de visite en albúmina, 1860/70. (CFRivero)
Anónimo. Niño y juguete. Carte de visite en albúmina, 1860/70. (CFRivero)

el juguete más suntuoso que ha conocido y que -y esto no es ponerse cursi, sino verdadero, dada la rotundidad de las estadísticas- será quizás el único que tenga, porque después de hacerse esa fotografía, y como

Autor desconocido. Niño con trompeta sobre caballito. h. 1870. Carte de visite en albúmina. (CFRivero)
Autor desconocido. Niño con trompeta sobre caballito. h. 1870. Carte de visite en albúmina. (CFRivero)

buscando ese lugar del cielo en que se les presentó el fotógrafo, huyan de sus casas hacia la nuestra y los padres suban de nuevo la escalera interminable como para encontrarles allí y llevarse la ampliación a tamaño del niño.

      ¡Pobres juguetes que no juegan,

        esos de las fotografías! ... (3)


Os gustarán también las fotografías de la exposición del Ayto. de Toledo: “Los Toledanos jugando como niños”

CITAS:

(1) Rafael Garófano. Fotógrafos y burgueses: el retrato en el Cádiz del siglo XIX”. Cádiz, 2001. P.: 236-237.

(2) Yáñez Polo, Miguel A. “Joseph Widen, daguerrotipista”. En: RV Historia de la filosofía española. Nº 2 Sevilla, 1990. (Citado por Garófano, 2001)

(3) Ramón Gómez de la Serna “Los juguetes de las fotografías”. En: Libro nuevo (miscelánea, 1920) Citado en: “El tiempo y los ritos: Sueños de plata” p: 24 Disponible en: https://museo-etnografico.com/pdf/etno_plata2011.pdf

2 comentarios en “Los juguetes del fotógrafo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .